Partes y Refacciones de un Autoclave

Un autoclave es un dispositivo que consta de varias piezas y componentes que trabajan juntos para realizar la esterilización mediante calor y presión

Piezas de un Autoclave

Un autoclave es un dispositivo que consta de varias piezas y componentes que trabajan juntos para realizar la esterilización mediante calor y presión. A continuación, se presentan las piezas y componentes comunes de un autoclave:


  • Cámara de Esterilización: Es el espacio interior donde se colocan los objetos a esterilizar. Por lo general, está hecho de acero inoxidable resistente al calor y la presión.
  • Puerta: La puerta sella herméticamente la cámara de esterilización cuando está cerrada y asegura que no haya fugas de vapor ni presión durante el ciclo de esterilización.
  • Sistema de Sellado: Este sistema asegura un sellado hermético de la puerta durante el ciclo de esterilización.
  • Sistema de Generación de Vapor: Produce vapor de agua a alta temperatura y presión, que se inyecta en la cámara de esterilización para crear las condiciones necesarias de calor y humedad.
  • Sistema de Control de Temperatura y Presión: Controla y regula la temperatura y la presión dentro de la cámara de esterilización durante el ciclo.
  • Válvulas de Seguridad: Son dispositivos de seguridad críticos que alivian la presión en caso de que esta alcance niveles peligrosos dentro de la autoclave.
  • Resistencias de Calentamiento: Calientan el agua para generar vapor de alta temperatura. Están sumergidas en un tanque de agua.
  • Tanque de Agua: Contiene agua que se calienta para generar vapor. Puede tener un sistema de recirculación para mantener la temperatura y la calidad del agua.
  • Sistema de Control y Monitoreo: Incluye un panel de control que permite configurar y monitorear el ciclo de esterilización. Puede mostrar la temperatura, la presión y otros datos críticos.
  • Sistema de Ventilación: Permite liberar el vapor y la presión al final del ciclo de esterilización.
  • Sistema de Alarma: Emite señales de alarma en caso de que se produzca un error o una condición de seguridad peligrosa durante el ciclo.
  • Sensores de Temperatura y Presión: Monitorean las condiciones dentro de la cámara y transmiten datos al sistema de control.
  • Bandejas o Estantes: Se utilizan para colocar los objetos a esterilizar dentro de la cámara.
  • Desagüe: Permite drenar el agua y los condensados después del ciclo de esterilización.
  • Sistema de Enfriamiento: Enfría la autoclave después de un ciclo de esterilización para permitir la apertura segura de la puerta.
  • Mangueras y Tubos: Transportan vapor y agua dentro y fuera de la autoclave.



Estas son algunas de las piezas y componentes más comunes en un autoclave. La configuración específica puede variar según el fabricante y el tipo de autoclave. La operación segura y efectiva de un autoclave depende de que todas estas piezas funcionen correctamente y en conjunto.

¿Qué hacer si un Autoclave Falla?

En caso de una falla en una autoclave, es importante tomar medidas rápidas y adecuadas para garantizar la seguridad y el correcto funcionamiento del equipo. Aquí hay una guía sobre lo que debes hacer durante una falla de autoclave:


  • Detener el Ciclo: Si la autoclave está en funcionamiento cuando ocurre la falla, detén inmediatamente el ciclo. Usa cualquier sistema de parada de emergencia o procedimiento de apagado proporcionado por la autoclave.
  • Asegurar la Seguridad: Prioriza la seguridad del personal. Asegúrate de que nadie esté en peligro y que se cumplan todas las medidas de seguridad apropiadas.
  • Desconectar la Alimentación: Apaga la fuente de alimentación eléctrica de la autoclave para evitar el riesgo de lesiones eléctricas.
  • Ventilar la Cámara: Si es seguro hacerlo, ventila la cámara de la autoclave. Esto implica liberar cualquier presión residual y vapor que pueda estar presente. Sigue los procedimientos recomendados por el fabricante para la ventilación segura.
  • Registrar la Falla: Documenta la falla de manera detallada, incluyendo la hora y fecha en que ocurrió. Esto será útil para futuras investigaciones y reparaciones.
  • Consultar al Personal Técnico: Si no puedes identificar ni resolver la falla por ti mismo, comunícate con el personal técnico calificado o el servicio de mantenimiento autorizado. Proporciona toda la información relevante sobre la falla.
  • No Intentes Reparaciones No Autorizadas: Evita intentar reparar la autoclave si no tienes la capacitación y la autorización adecuadas. Las reparaciones no autorizadas pueden aumentar el riesgo de accidentes y daños al equipo.
  • Aislar la Autoclave: Si es necesario, aísla la autoclave y coloca avisos de seguridad para indicar que está fuera de servicio hasta que se repare.
  • Mantenimiento Preventivo: Una vez que se haya corregido la falla, considera programar un mantenimiento preventivo adicional para asegurarte de que el equipo esté en buen estado de funcionamiento.
  • Capacitación del Personal: Capacita al personal sobre cómo responder a fallas de autoclave y cómo utilizar los procedimientos de seguridad.
  • Registros y Documentación: Mantén registros detallados de la falla, las acciones tomadas y las reparaciones realizadas. Esto es esencial para el cumplimiento de regulaciones y auditorías.

Recuerda que la seguridad es la principal prioridad durante una falla de autoclave. Siempre sigue los procedimientos de seguridad recomendados por el fabricante y busca asesoramiento profesional si es necesario.


Refacciones que requiere un Autoclave

En una autoclave, muchas piezas pueden reemplazarse en caso de falla o desgaste. La elección de qué pieza cambiar dependerá de la naturaleza de la falla y la capacidad del personal técnico. Aquí hay algunas de las piezas comunes que se pueden cambiar en una autoclave:


  • Sellos de la Puerta: Los sellos de la puerta pueden desgastarse con el tiempo y perder su capacidad de sellado hermético. Si la autoclave no está sellando correctamente, cambiar estos sellos puede resolver el problema.
  • Válvulas de Control: Las válvulas de control de vapor y presión pueden ser reemplazadas si no están funcionando correctamente o están dañadas.
  • Sensores y Termopares: Los sensores de temperatura y los termopares pueden ser reemplazados si están descalibrados o no están proporcionando lecturas precisas.
  • Resistencias: Las resistencias de calentamiento pueden quemarse o dañarse con el tiempo. Si la autoclave no alcanza la temperatura adecuada, es posible que deban reemplazarse.
  • Bombas de Vacío y Agua: Las bombas que controlan el vacío y el suministro de agua pueden necesitar ser reemplazadas si fallan o no funcionan de manera eficiente.
  • Válvulas de Seguridad: Las válvulas de seguridad son componentes críticos para la seguridad de la autoclave. Si se desgastan o no se cierran correctamente, deben ser reemplazadas. 
  • Componentes Eléctricos: Esto incluye relés, interruptores, cables y otros componentes eléctricos que pueden deteriorarse con el tiempo y causar problemas en la operación.
  • Filtros y Trampas de Agua: Los filtros y trampas de agua son importantes para garantizar que el vapor esté limpio y libre de impurezas. Si se obstruyen, pueden ser reemplazados.
  • Tubos y Mangueras: Los tubos y mangueras que transportan vapor, agua y aire pueden dañarse o desgastarse. Cambiarlos cuando estén en mal estado es esencial para el funcionamiento adecuado.
  • Paneles de Control: Si el panel de control o la interfaz de usuario muestra problemas, como botones que no funcionan o problemas de visualización, pueden reemplazarse.
  • Componentes de Cierre y Bloqueo: Cualquier componente relacionado con el cierre y bloqueo de la puerta de la autoclave debe ser revisado y reemplazado si no está funcionando correctamente.

Es importante destacar que cualquier reemplazo de piezas debe realizarse siguiendo las pautas del fabricante y, en algunos casos, por personal técnico calificado. Además, es fundamental mantener registros de los reemplazos realizados y llevar un seguimiento del mantenimiento preventivo para garantizar un funcionamiento seguro y eficiente de la autoclave.



Iniciar sesión dejar un comentario

Como dar Mantenimiento al Laboratorio
El mantenimiento de un laboratorio es fundamental para garantizar un entorno seguro, eficiente y confiable para llevar a cabo investigaciones y experimentos.